Follow by Email

miércoles, 26 de agosto de 2015

Estado de ausencia.

La noche permanece silenciosa
y mi cabeza está a oscuras
en busca de la luz idea.
Noto un espacio vacío, no
lo identifico, no se que siento,
o que no siento en realidad.
Mis latidos son calma, mi respiración
sigilosa, mis pensamientos
ecuaciones no despejables,
mi cuerpo es agua que teme mojarse.
Siento un frío cálido, un grito
inaudible, hambre aun ya saciado.
Siento que no siento y a la vez
todo se une en mi, agujero
en el corazón dudoso, seguro
solo de ser motor.
Quiero lo que no se que es,
la ausencia resuelta del deseo
sin ser un sueño agitado
que confunde a la verdad
y se niega a ser de ella.
Breves, así conservo mis instancias
en este estado caótico,
si la sonrisa amanecerá, por
ley, orden y porqué la provocan a ser.