Follow by Email

martes, 8 de abril de 2014

Frases.


-Por los míos mi fe.

-Te quitaba la ropa 
como el tiempo concede el olvido.

-Solo sueño con no soñar.

-Algunos no saben perder.
Yo perdí amigos y dinero.
Solo por lo segundo lloré.

-El silencio cuenta cosas
más interesantes que algunas personas.

-¿Qué me cuento?
¿Qué esperas que te cuente?
Yo me cuento dedos
pero siempre al llegar a veinte.

-Me vuelve loco tu hermosura
y tu risa que todo lo-cura.

-Demasiado inconformismo,
españoles suspendemos matemáticas
por que solo sabemos contar...
contar con nosotros mismos.

-Hablé con el, o tal vez con su cartera,
rico prepotente que la misma tierra espera desespera.

-Cuando el corazón ama
y el cerebro no lo comprende,
cuando enseñan la cartera
sin saber que: el amor ni se compra ni se vende.

-Si quieres que te lleve yo te llevo,
en el corazón, en la distancia
o en el recuerdo.

-Callando al silencio con mi hambre,
no se si mi tripa gruje o el cielo se abre.

-¿A dónde van las lágrimas vertidas?
¿A dónde van los amores cuando los olvidas?

-Tal vez soñé demasiado en esta madrugada,
el peso de mis sueños hundió mi almohada.

-La lluvia cae y la inspiración no cesa,
no levanto kilos, levanto esta conciencia que tanto pesa.

-A veces las oportunidades son trenes
que cambian de vía,
a veces las penas son más abundantes
que las alegrías.

-Tus caricias son la cuna
en la cual me mezo.
Vivo por ti y por ti rezo.

-Simplemente complejo
levantarse por la mañana
y reconocerse en el espejo.

-Cualquiera se fía,
si de cada 10 cosas que dicen de mi
11 son mentira.

-Aunque duela la verdad,
nadie es mejor que nadie es mentira,
como que lo importantes es participar.

-Aprendí que si te acostumbras a estar solo
te acostumbras a no necesitar apoyo.

-Yo ya no duermo
bastante sueño estando despierto.

No me quites la mirada y quítate la ropa,
no te pongas tímida y ponte juguetona.

-Lo bueno se hace esperar,
luego te decepcionas porque esperabas más.

-Crúzate conmigo no de brazos.

-Solo se que no se nada...porque recortaron en educación.

-Que la columna de mi templo está en tu espalda.

-En el colegio me enseñaron a escribir,
pero nunca como debía vivir.

-Es curioso que para hablar 
nos deban de enseñar,
pero sin maestro ni maestra
aprendemos a mentir por nuestra cuenta.

-Podrías parecerte a mis libros
y acostarte conmigo.

-Tanto tratar de ganaros el cielo
hace que no os merezcáis el suelo.

-Solo hay una joya que me hace sonreír,
está siempre en casa preocupándose por mi.